Actualidad de Israel y Comunidades Judías del mundo, ofreciendo información y artículos exentos de tendencias negativas hacia Israel.
Ads

27/08/2007

Aseguran que el sobrino nieto de Hitler vive en Israel y se convirtió al judaísmo

 

{lang: 'es-419'}

Brown vive en Israel hace 25 años y cuenta que sus hijos fueron golpeados por sus compañeros de escuela tras conocer su origen y dijo que “hoy en día entiendo porque la mayoría de mis compatriotas oculta su identidad”. En una nota del sitio de Aish, la reconocida organización norteamericana judía que se encarga de transmitir valores de judaísmo y acercar a las fuentes a los judíos asimilados, se publicó esta semana no solo que el sobrino nieto de Hitler vive en Israel, sino que también se convirtió al judaísmo.

Según la nota se trata del Dr. Daniel Brown (nombre encubierto) que trabaja ya hace años en una reconocida universidad israelí y es profesor en temas judíos.
Brown vive en Israel desde hace 25 años y cuenta que sus hijos fueron golpeados por sus compañeros de escuela tras conocer su origen y dijo que “hoy en día entiendo porque la mayoría de mis compatriotas oculta su identidad. Muchos israelíes no se sienten cómodos con nuestra ascendencia biológica, ellos no saben como responder o que hacer con nosotros”.

Según el autor de la nota “muchos descendientes de los nazis” se han sumado al judaísmo. “La mayoría de ellos lo hizo bajo las leyes halájicas, viven como judíos ortodoxos y viven en Israel”.

Brown cuenta “el nombre de mi abuela era Erna Petra Hitler (luego de la Guerra se quitó la T y pasó a llamarse Hiler). Su segundo marido, Hans Hitler era el sobrino del Fuhrer, pero el no se parecía en nada, era suave y amable….Pero mi abuela era una nazi extrema. Ella creía en la ideología nazi antes de la guerra, durante la guerra y también luego de ella. Ella estaba orgullosa que su esposo era sobrino de Hitler, a pesar que él se alejó de la política”.

“Cuando mi abuelo y abuela nos visitaron, llegaron con un Mercedes negro, que entonces era el símbolo de pertenencia y de posición. Era algo especial que un Mercedes llegaba al barrio obrero en el que mi madre y yo vivíamos”.
Brown nació en Frankfurt en 1952 de padres protestantes, y ambos sirvieron en la Wermacht. Brown fue criado por su madre tras el divorcio de sus padres y luego que su padre abandonara la casa.

Brown dice que su madre siempre le dijo la verdad de lo que sucedió, y que recién descubrió el libro Mein Kampf en la secundaria al que leyó con ahínco, y que el mismo aún ocupa parte de su biblioteca ya que a partir del mismo pudo trazar el nuevo rumbo en su vida.

A pesar que su familia pretendía que este se enrolé al ejercito, Brown se convirtió en un pacifista y, aduciendo razones “religiosas”, eludió e enrolamiento por lo que tuvo que comenzar a estudiar teología.

En los cursos de teología en los que estudió judaísmo y hebreo dijo haberse “sorprendido de lo que estudió”.
“Cuanto más estudié judaísmo encontré más cosas que me molestaban del cristianismo”, dijo y en 1977 decidió visitar Israel y estudiar en la Universidad Hebrea más sobre judaísmo.
Brown cuenta que entonces alargó su estadía y estudió en la ieshiva Mercaz Harav y niega que su conversión al judaísmo haya sido para “purgar los crímenes de sus antepasados, sino que por razones teológicas”.

En 1979 se convirtió y se casó con una alemana convertida y también académica, y cuenta que su madre lo aceptó como judío “quizás por miedo a perder a su único hijo”. También que su madre participó en las tres ceremonias de Bar Mitzva de sus hijos.

Brown cuenta que cuando su hijo participó en los viajes a Polonia para visitar los campos de concentración le dijo que “estuvo parado en los campos y pensé como los abuelos de todos mis compañeros estaban dentro del campo, y mi abuelo estaba afuera.

Mis compañeros llegaron a estos campos con su pasado y yo llegué para observar….me sentí muy mal”.

El Dr. Brown cuenta que nunca escondió su origen que y que una vez un alumno de la universidad le dijo “quizás tu abuelo hizo jabón del mío”.

También asegura que hay al menos 300 alemanes convertidos al judaísmo que viven en Israel y que los casos más conocidos son los de Katrin Himmler, sobrina segunda del Comandante de la SS Heinrich Himmler que se casó con un israelí, y Oscar Ada, miembro de la Luftwaffe que cambió su nombre a Asher y se casó con una sobreviviente del Holocausto y trabaja en Israel como guía de turismo.

[AJN]

{lang: 'es-419'}

Suscribirse Gratis al Newsletter de Noti-Israel

Metadatos

Fecha de la nota
27/08/2007

Etiquetas de la nota



Comentarios para “Aseguran que el sobrino nieto de Hitler vive en Israel y se convirtió al judaísmo”


  1. Vitor Santos expresa que:

    Sí, la vida és llena de surprisas y ironias.

  2. Vitor Santos expresa que:

    Un dia tendremos allá los nietos de Ahmadineyad.

  3. Pablo Rozentzwaig expresa que:

    La verdad que me alegra mucho saber esto, es una forma mas de demostrar que nosotros los judios estamos abiertos al mundo, que solo queremos vivir felices dentro de nuestra tierra, y que aceptamos a todos los que quieran vivir en paz, con nosotros, sea quien sea.
    Dios es tan grande que estamos por encima de todas esas cosas lastimosas que tiene este mundo. Una vez que las personas conocen nuestro Judaismo, se convierten por la Fe que les devuelve la tranquilidad hasta siendo hijos de asesinos, que por supuesto, nada tiene que ver lo que hicieron los padres y abuelos, siempre que se comprenda esto, mas personas entenderan que nosotros no tenemos nada que ver con cosas que pasaron hace miles de años segun los Cristianos, algo que nosotros conocemos mejor que nadie, pero me alegra de verdad saber que esto fue posible, que un sobrino nieto de uno de los hombres mas asesinos del Mundo en el siglo XX vive en Israel y cree en lo que aborrecieron sus antepasados.
    Shalom
    Pablo