Actualidad de Israel y Comunidades Judías del mundo, ofreciendo información y artículos exentos de tendencias negativas hacia Israel.
Ads

26/05/2008

Seis mil judíos se reúnen en Túnez para efectuar el peregrinaje de La Griba

 


Warning: Use of undefined constant addtofacebook - assumed 'addtofacebook' (this will throw an Error in a future version of PHP) in /homepages/12/d93492271/htdocs/noti/enlinea/wp-content/themes/Hamasaki/single.php on line 25

{lang: 'es-419'}

Seis mil judíos realizaron el jueves el último tramo del peregrinaje a la sinagoga de La Griba en esta isla tunecina, un ritual que cada año se describe como ejemplo de diálogo y convivencia entre religiones y culturas. El presidente de la comunidad hebrea de Yerba, Perez Trabelsi, señaló a los periodistas que unos 1.500 peregrinos procedían de Israel, otro millar de la propia isla y el resto de diversas partes del mundo.

Como huésped de honor figuró el rabino de Berlín, Abraham Daus, al frente de unos doscientos judíos alemanes, descendientes algunos de ellos de una comunidad que sufrió el terrible holocausto de la Alemania hitleriana durante la Segunda Guerra mundial.
El momento fuerte de la peregrinación fue la procesión por los alrededores de la sinagoga, en la localidad de Hum Souk, de la ‘Menara’, una pequeña pirámide hexagonal en la que están inscritos los nombres de las primeras tribus de Israel.
En medio de un calor sofocante, los peregrinos trasladaron este símbolo, parcialmente envuelto en lienzos de colores y que fue entregándose al público congregado en una habitual puja colectiva.
El ministro tunecino de Turismo, Khalil Lajimi, se unió a la procesión en un gesto cuya lectura política apunta a la decisión de proteger a los judíos, adoptada por los diferentes gobiernos que se han sucedido en Túnez desde la independencia del país.
En la isla de Yerba existen diecinueve sinagogas, pero la de La Griba es la más antigua de toda Africa y la más venerada, ya que se afirma que fue construida por judíos que llegaron a esta tierra tras la destrucción del primer templo de Jerusalem, en la época babilónica.
La peregrinación transcurrió bajo un importante dispositivo de seguridad que bloqueó todas las calles adyacentes a la sinagoga y que se justifica oficialmente por el atentado terrorista que tuvo lugar el 11 de abril de 2002 contra el edificio.
Ese día, un terrorista kamikaze llamado Nizar Nauar estrelló la camioneta cargada de gas que conducía contra una pared de la sinagoga, lo que ocasionó la muerte de veintiuna personas, entre ellas catorce turistas alemanes.
Los turistas no eran judíos, sino simples visitantes de la sinagoga, la cual sigue siendo uno de los principales atractivos turísticos de la isla.
En esta isla de 500 kilómetros cuadrados subsiste una comunidad judía de 1.050 personas, según la cifra dada por el rabino Trabelsi, y tanto turistas como peregrinos pudieron visitar las diferentes escuelas talmúdicas que existen en Yerba.
Trabelsi indicó que los rollos de la Torá que se conservan en La Griba pueden tener unos doscientos años, pero en ningún caso siglos como se ha dicho y escrito incorrectamente.
Explicó que los judíos no pueden dar lectura de la Torá cuando el manuscrito tiene, por el paso del tiempo, alguna letra difuminada o casi borrada, lo que en tal caso conduce a enterrar el texto ‘como se haría con un ser humano’.
En cuanto a las leyendas que existen sobre el nombre de la Griba, dijo que se puede traducir por ‘solitaria o extranjera’, lo que dio pie a la leyenda de la muchacha que llegó a Yerba desde la tierra de Israel y que a su muerte, en el incendio de la choza donde vivía en solitario, su cuerpo apareció inmaculado junto a un rollo de la Torá.
Las autoridades tunecinas estiman que es necesario que La Griba sea preservada como un símbolo de tolerancia religiosa entre judíos y musulmanes, y por ello han desaparecido todas las trazas del atentado de 2002.
El rabino Daus hizo constar hoy en una declaración que se trata de un caso único que no existe en otros países musulmanes y en cuanto a considerar que los judíos no deben venir a Yerba afirmó que ‘lo que debe hacerse es precisamente todo el contrario, para preservar este patrimonio’.
‘El peregrinaje de La Griba es también una forma de alentar a los gobiernos árabes a normalizar sus relaciones con Israel’, señaló por su parte el presidente de la comunidad hebrea de Túnez, Roger Bismuth, que participó al peregrinaje.

[Terra]

{lang: 'es-419'}

Suscribirse Gratis al Newsletter de Noti-Israel

Metadatos

Fecha de la nota
26/05/2008

Etiquetas de la nota



Comments are closed.